jueves, 29 de junio de 2017

Reflexión; Amor como el primer día

Jueves reflexivo; Quererse como al principio.


Hola a todos y muy bienvenidos un día más. ¿Qué tal la semana? La mía bien, estresada porque nos esperan unas cuantas cosas a partir de mañana, pero es estrés del que mola, no del agobiante, jejeje.

Hoy toca post improvisado y aquí me tenéis, muy bien acompañada por mis gatos, en especial por el mayor y tomando un café que hasta que no me tomo el café no soy persona.

Pido perdón por los posibles fallitos y sin más rollo empezamos.
Hasta que me he sentado a escribir no tenía ni idea del tema, pero recordando una conversación que tuve ayer creo que reflexionaré un poco sobre las etapas del amor.

Hace tiempo ya hice un par de post reflexivos sobre el amor eterno, podéis verlos aquí y aquí, pero el tiempo pasa y me gusta ir actualizando estas cosas con los cambios que hay en mi vida.

Cuando escribí el primero mi vida estaba de una forma, pero veintitantos días después falleció mi padre de repente y las cosas fueron muy distintas. Desde que escribí el segundo no han cambiado demasiado.

Y todo esto viene porque ayer me hablaron de una persona que se casó hace seis meses y está muy feliz, y alguien añadió que sino era feliz ahora no sabía cuando iba a serlo, que la mayor felicidad está al principio y luego todo va cambiando.

Supongo que en el amor, como en todo, dependerá de la persona, del entorno, de la vida y de mil cosas, pero yo no estoy de acuerdo con esa afirmación.

A ver al principio todo es genial, si las cosas van bien es lo más de lo más, y yo que era una alocada lo vivía con total intensidad. Pero con el tiempo tiene que seguir quedando ilusión y pasión porque sino no es una pareja por amor, es por obligación.

Si que es verdad que al principio estamos más o menos exentos de obligaciones, y todo son risas y alegría.

Cuando empezamos una vida en común y dependemos de nosotros, cuando hay que hacer que el dinero alcance para los gastos, hay que mantener la casa un poco limpia y hacer la comida, además de nuestros trabajos, podemos estar más cansados y dedicamos menos tiempo a pasarlo bien, pero eso no hace que las cosas sean peor.

No es necesario vivir en una luna de miel permanente, pero sí que hay que buscar momentos de pareja, luchar por unos objetivos comunes, unos gustos...y eso se hace al principio, a la mitad y al final.

Cuando llegan los hijos todo se vuelve una locura, pero es una etapa tan tan buena. Se duplican las responsabilidades, si, y los miedos, también, pero se multiplican por infinito el amor, la felicidad y las ganas de ser feliz.

Y en esos momentos la pareja se refuerza, al menos en mi caso jamás se resintió. En algunas etapas hay menos tiempo para nosotros, pero si se quiere se encuentran huequecitos, y ese tiempo sabe a gloria. Y esa ilusión del principio sigue.

Yo llevo 22 años y medio casada y 24 con mi marido, y tengo la misma ilusión del principio, y él también. Hay etapas, épocas malas, discusiones...si no las hubiese quizás es porque siempre hay uno que cede y eso a mí no me gusta.

Pero sigue habiendo ganas de luchar y ser feliz, momentos especiales, cosas compartidas que solo nosotros sabemos y que unen más que cualquier otro lazo...yo creo que ahora tengo más ilusión que al principio porque la madurez me hace ver lo bueno y saborearlo, valorarlo y disfrutarlo.

Al principio era muy feliz pero daba las cosas por sentadas, asumía que mi marido me quería porque me lo demostraba, pero no valoraba lo difícil que es eso, y al pasar el tiempo y ver como muchas parejas se separan, ver lo difícil que es a veces la vida, valoro la suerte que he tenido.

Al principio todo era nuevo pero ahora en cierto modo también lo es, ahora vamos a conciertos de rock en los que nuestros hijos son los artistas, damos paseo al amanecer porque luego la vida tiene otro ritmo, escribo un blog y hablo con él de estos mundos 2.0, comemos cosas bastante diferentes a aquella época, elegimos las series que vemos con Netflix...siempre hay algo nuevo y siempre puede ser un principio.

Ya conté en el post del año pasado que cuando falleció mi padre estuve muy mal, como la mayoría de las personas que pasan por algo así, y algunos días era incapaz de levantarme de la cama, es que no podía dejar de llorar. Pues él salía de casa a las siete de la mañana con un temporal enorme y alerta de ciclogénesis y me traía mi pastel de chocolate preferido de una confitería de esas que abren muy pronto.

O me llevaba a pasear junto al mar en silencio porque sabía que yo no quería hablar y necesitaba que me sacasen de casa.
Esas cosas no se tienen al principio y son mejores que nada.

A día de hoy nos sigue gustando hacer locuras, ir de noche a la playa y salpicarnos, contar estrellas, ver pelis tontas, bailar y cantar haciendo el bobo...no solo hay que ser responsable y serio, qué también, claro.

Yo creo que en el tema de las parejas cada uno somos un mundo, pero si nos queremos lo guay es aprender a vivir con las manías del otro. Yo por ejemplo para unas cosas son muy ordenada, rozando lo maniático, y para otras un desastre, y mi marido es justo al revés, así que intentamos mirar para otro lado cuando uno desordena lo que pone de los nervios al otro.

A veces uno intenta poner todo de su parte y no funciona porque la otra persona no nos quiere, se ha desenamorado o somos nosotros los que nos hemos desenamorado, y claro, en esos casos da igual lo que hagamos. El amor es el amor y no hay reglas ni trucos.

amor-eterno
Este dibujo lo hizo mi hija y siempre ilustro estos post con él, aunque esta pareja amor eterno...creo que no.


Y hay casos especiales, parejas que por trabajo pasan muchos meses separados, eso es duro, o casos de esos que duelen, por ejemplo unos conocidos de mi madre que ahora rondan los ochenta años y que llevan juntos desde los veintipocos. Pues al ser una pareja gay tenían que fingir ser familia porque eran unos tiempos en que este tipo de relaciones eran algo inaceptable, pero a pesar de las dificultades y vivir en la clandestinidad, de la falta de libertad, de no poder pasear por la calle agarrados de la mano y de vivir su amor como si fuera algo malo siguen juntos y con ilusión. A veces, aunque las circunstancias sean complicadas, si hay ganas siempre habrá ilusión.

Ya empiezo a divagar, pero es que este tema daría para hablar horas y horas. Hay demasiados mitos, no creo que al principio, por ser el principio tenga que ser todo maravilloso ni con los años tenga que ir mal, depende de mil cosas.

Hay casos de parejas que van genial pero de repente uno se desenamora o se enamora de otra persona. Si yo me viese en algo así sería honesta, no podría mantener un matrimonio por aparentar, por los hijos o porque es lo correcto. Y si es la otra persona espero honestidad desde el primer instante.

Últimamente he pensado en esas parejas que se han querido mucho y al separarse se hacen todo el daño posible. ¿Por qué? Cuando has querido mucho, aunque te duela separte, aunque te dejen, no deberíamos ser capaces de lastimar a ese alguien, pero claro,no lo he vivido y no sé lo que pasará por la cabeza de alguien en esa situaión...Va a ser cierto que del amor al odio solo hay un paso.

No sé si es porque a mi alrededor los matrimonios han sido de esos de mantener la ilusión hasta el final pero creo firmemente en las parejas duraderas mientras exista el amor, creo que no es difícil evitar la rutina ni la monotonía aunque tengamos etapas así, pero en general se puede evitar. Al menos yo, por ahora, lo voy evitando y el secreto, además de quererse es reservar espacio para el matrimonio, tener siempre ganas de hacer algo juntos y a la vez tener cada uno un poco de espacio.

Y desde luego ser positivos y buscar el lado bueno de las cosas, a nosotros la crisis que tanto nos castigó nos ha fortalecido, hemos pasado momentos durísimos y hemos luchado juntos, no uno contra el otro, y lo vamos superando, despacio y con flecos que parecen infinitos pero vamos con ello.

También sé que es difícil cuando alrededor la familia no ayuda, yo en eso he tenido suerte pero hay casos en que la familia lo enreda todo y me imagino que verse entre la espada y la pared no es fácil. Hay tantos matices y tantos tipos de pareja que es imposible generalizar.

Para acabar diré que en casos más o menos normales y si queremos estar en pareja(en mi familia hay unos cuantos que están solos por absoluta convicción y son bien felices, no solo se es feliz en pareja) la magia puede estar siempre, solo hay que saber buscarla y disfrutarla, y si de verdad hay amor esa magia estará presente. Y con la magia vendrá la risa, la pasión, la ilusión y la sensación de felicidad.

Bueno, y hasta aquí el post. Muchas gracias por leerme y nos vemos el sábado en el resumen semanal.

¡¡¡Hasta el sábado!!!



60 comentarios:

  1. Aishhhhh qué intenso!! Estoy completamente de acuerdo contigo. A nosotros a veces nos dicen nuestros amigos que cómo lo hacemos, que se nos vé como el primer día. Y por qué no ha de ser así? Si nos queremos igual porque no expresarlo igual. Igual o me atrevería a decir que más, mucho más, o de distinta manera; nos conocemos mejor, hemos vivido taaaantooo juntos...que todo eso en lugar de minar nuestro amor ha hecho que nos unamos más.

    Ayyyyy ya me has hecho suspirar de buena mañana jejejejej....creo que influyes sobre como será el resto del día de quien lee tus reflexiones.

    Un beso Marigem.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Hola!!!
      Claro, eso creo, si nos queremos igual pues hay que expresarlo.
      En mi caso es un poco lo mismo, hemos vivido mucho juntos.
      Ayyyyy qué cosas me dices, mil gracias, no te imaginas la ilusión qu eme hace.
      Besos.

      Eliminar
  2. Qué entrada más bonita! Estoy de acuerdo contigo en que el amor no tiene por qué tener fecha de caducidad y que se puede seguir siendo feliz con el paso de los años. También te digo que has tenido suerte en tu relación o quizás es que los dos estáis dispuestos a cultivarlo cada día. Tu marido es un sol que te apoya en los peores momentos, como el de tu padre. Por cierto, aprovecho para decirte que lo siento mucho y que espero que estés bien, pasar un duelo es muy duro.
    Volviendo al tema del amor, como he dicho, estoy de acuerdo contigo, pero a veces no sabes cómo una pareja se acaba después de años juntos. Lo digo por mi experiencia (me voy a sincerar ya que tu lo has hecho :)). Estuve 12 años con un chico, de los cuales 5 vivimos juntos. Y la relación se terminó porque ya no teníamos nada en común, empezamos siendo niños y crecimos por caminos distintos. Luego hubieron terceras personas, y no por mi parte, así que imagínate (menuda relación!!!) Y desde luego mi ex no me hubiera cuidado como el tuyo cuando pasó lo de tu padre, por eso digo que es un sol :)).
    Una vez me dijeron que sentirse solo, sin pareja (hablo de personas que han pasado gran parte de su vida en una relación y de repente lo dejan, digan lo que digan da miedo) puede ser duro, pero que es más duro sentirse solo dentro de una relación. Y pude comprobar que esto era cierto. Así que ahora estoy mucho más feliz, también pasé mi época mala, pero no me arrepiento de haber seguido con mi vida. Las cosas pasan porque pasan, y tampoco hay que pensar demasiado en el por qué. Ahora estoy con otro chico, y la verdad es que estoy muy feliz. Vivimos juntos y tenemos planes de futuro. Como dices, hay momentos buenos y las discusiones son inevitables, pero lo que importa es saber si de verdad quieres a la persona que tienes al lado. Me ha gustado muchísimo tu entrada, como todas las improvisadas de los jueves!! Un besote guapaaa y felicidades por esos años de matrimonio :))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Hola!!!
      Claro, yo creo qu ela suerte influye, y las ganas de ambos, por supuesttp.
      De lo de mi padre estoy mucho mejor aunque hay momentos...este mes mis hijos hacen muchas cosas y claro, al ir en familia la ausencia se nota pero hay que seguir.

      Respecto a tu relación, es que creo qu ea veces ese amor que dura tantos años no tiene qu eser, necesariamente, con la primera relación larga. Está claro que ese chico no maduró como tú y que hubiese terceras personas es desalentador y doloroso, hiciste muy bien en separarte porque entre eso y la soledad que dices qu esentías...y mira, al seguir adelante la vida te ha recompensado y ahora tienes a alguien genial contigo.
      Besos y muy feliz jueves.

      Eliminar
  3. Está claro que sois una pareja afortunada, pero la "culpa" de esa situación la tienen dos personas: tu marido y tú.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, gracias, al menos lo intentamos.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Es complicado porque la convivencia entre dos personas cada uno de su padre y de su madre... pues es normal que se discuta, haya roces y demás. Yo pienso que el secreto está en ser tolerante con el otro y en ceder, unas veces uno y otras otro, hay que ceder porque si no a veces sería muy difícil llegar a un acuerdo. Yo creo que como todo en esta vida, el amor también evoluciona con el tiempo, lo importante es que la persona que tengas al lado reme en la misma dirección que tú, y el proyecto de una vida en común te mantenga siempre unido e ilusionado a pesar de los baches y altibajos.

    Un besito y felicidades por un matrimonio tan sólido y duradero

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Claro, la convivencia tiene su dificultad y hay que ser tolerante como dices. Yo misma ya lo digo, soy extrema y hay cosas qu elas tengo ultraordenadas y otras qu elas voy perdiendo por la casa y a mi marido le crispa pero se ha acostumbrado, y yo a cosas suyas. Lo importante es qu eenfocamos la vida deuna forma parecida y evolucionamos juntos. Esto no quiere decir nada, a veces pasan cosas y la gente se separa pero de momento vamos luchando juntos.
      Besos y muy feliz jueves.

      Eliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. Es que en esa afirmación hay dos en realidad: que luego ya no será tan feliz, que es una tontería porque la felicidad de una persona no sólo depende de su relación amorosa y que luego cambia, que efectivamente lo hace pero no por eso se es menos feliz porque uno mismo también cambia y madura y aprecia otro tipo de cosas.
    Un besazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Opino igual. La felicidad de una persona depende de mil cosas no en exclusiva de una relación amorosa y con el tiempo a veces las cosas mejoran y se intensifican, no tienen porqué apagarse.
      Besos.

      Eliminar
  7. Empezaré por el final: Menuda artista es tu hija!!!
    En cuanto al meollo de tu exposición, no me extenderé como suelo hacerlo otras veces porque este tema daría para una tesis doctoral. Lo único cierto es que cada pareja es un mundo y viven su amor a su manera y con la intensidad propia de su forma de ser y ver la vida. Lo tuyo es tremendamente romántico y, me atrevería a decir, poco habitual después de veinte y tantos años de casados. Y otra cosa cierta es que no hay que confundir el enamoramiento (algo muy intenso pero de corta duración) y el amor. Una vez se nos han caído las gafas que nos hacen ver todo de color de rosa y a nuestro/a amado/a como un dechado de virtudes y descubrimos que es una persona de carne y hueso, con sus virtudes y defectos, y le aceptamos tal cual, es cuando nace el amor verdadero. Y este también puede cambiar de esa forma en lo que afortunadamente lo vives a, a lo largo de muchos años, convertirse en cariño, que no por ello deja de tener valor. Cuando a veces he oído a una pareja de ancianos decir por televisión que están enamorados como el primer día, me da la impresión de que o quieren aparentar lo que no es o no saben muy bien qué es el enamoramiento. ¿Te imaginas, tras veinte o treinta años de matrimonio, que con solo pensar que tu pareja entrará por la puerta de un momento a otro, el corazón palpitara a cien por minuto y te recorriera por el cuerpo unas cosquillas tremendas, o que en el trabajo no dejaras de pensar en el momento del encuentro? Sería un sin vivir, jaja.
    No sé si habrá resultado mi disquisición un tanto (o muy) desmoralizante y, contrariamente a lo prometido, demasiado larga. Pero es como yo o veo. El amor tiene muchas caras y todas buenas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Hola!!!
      Tu disquisición me encanta.
      Opino parecido, no podemos vivir en un constante enamoramiento pero tampoco podemos perderlo del todo. Ni podemos estar en el trabajo todo el timepo pensando en la otra persona ni todo el tiempo sin acordarnos ni una sola vez, los términos medios son lo ideal.
      Es verdad, el amor tiene muchas caras.
      Besos.

      Eliminar
  8. Genial reflexión y como Josep te diré que tu hija es una artistaza.
    En cuanto a lo que expones. Hace un tiempo escuché en la radio o creo que lo leí, no estoy muy segura, que el ser humano no está preparado para estar enamorado todo el tiempo, ya que segrega una hormona o sustancia (soy penosa, no me acuerdo muy bien) que nos hace estar eufóricos. Ese estado tiene que ser transitorio porque sino nuestro cuerpo no lo aguantaría.
    Es una buena teoría y me quedé con ella.
    En mi caso, llevo con mi pareja 21 años, casi, casi como tú. Nos casamos hace diez, pero ya vivíamos juntos. En fin, que llevamos mucho tiempo juntos. Hemos pasado por muchas trabas, problemas de la vida que nos ha llevado a estar donde estamos. Siempre nos hemos apoyado mutuamente y eso ha hecho hacernos más fuertes. Es verdad que existen momentos de pelea, (generalemnte por la limpieza de la casa, jejeje), o de monotonía, pero otros de risas, de cenas improvisadas y momentos únicos solos o con las niñas.
    Él me sigue haciendo reir y eso para mí es lo más importante.
    Un besillo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Hola María!!!
      Pues más o menos opino igual, un enamoramiento perpetuo no pero sí que es importante mantener la chispa. Que nos hagan reír es lo mejor, sin eso yo no podría estar.
      Besos.

      Eliminar
  9. Yo también llevo un montón de años con mi pareja y la evolución ha sido muy interesante. Ahora la pasión aún permanece pero también hay algo más que no se daba al principio de nuestra relación: la complicidad. Tantas vivencias compartidas, tantos momentos buenos y malos vividos juntos nos han conectado de tal manera que a veces el uno se anticipa a los deseos/necesidades del otro como si de telepatía se tratara.
    Ahora tengo en mi esposo, un amante, un amigo, un cómplice, en resumen: el mejor compañero de viaje que puedo tener para esta travesía que es la vida.
    Bonita reflexión la tuya.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Hola!!!
      Siii, la complicidad mola, es un regalo.
      Enhorabuena por ese compañero de viaje.
      Besos.

      Eliminar
  10. Yo tampoco estoy de acuerdo con esa afirmación, y mira que suelo decirla ajajaj, pero cada caso es un mundo. Al principio en las parejas hay pasión, éxtasis, frenesí, y luego ... hay más.... si te esfuerzas claro está, yo llevo unos 12 años de matrimonio y creo que estoy mejor que antes, pero claro cada pareja es un mundo, siempre que se disfrute el día a día seguirá siendo maravilloso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola.
      Claro, cada uno es un mundo pero en general, cuando se disfruta el día a día es genial, normalmente mejor que al principio.
      Besos.

      Eliminar
  11. Una entrada muy bonita y emotiva que se nota escrita por quien le han ido bien las cosas en este terreno hasta la fecha, pero el amor es algo especial y misterioso y es como una lotería... a cada uno le va de una forma y a otros no les va de ninguna manera por las mismas y misteriosas razones que a otros no les va, en fin, un enigma que siempre ha dado mucho juego...


    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Reme. De momento si me han ido bien, no sé en el futuro, eso nadie lo sabe...Y la verdad es que hay tantos casos, tantas razones...
      Besos.

      Eliminar
  12. una cosa buena que me enseñaron en mi colegio fue que discutir de vez en cuando es positivo, porque si no se guardan las cosas dentro, y eso es mucho peor.
    hay matrimonios que duran toda la vida, hay hermanos/as que incluso de adultos están siempre juntos, hay compañeros que trabajan toda la vida juntos en la misma panadería, kiosco de prensa o lo que sea, hay grupos musicales que llevan juntos cuatro décadas sin peleas importantes... a veces esas cosas suceden si se dan las condiciones adecuadas. tenía en la cabeza escribir una entrada sobre cosas que no cambian con el tiempo, veremos cuándo sale a la luz.
    supongo que es cuestión de ser realista y no idealizar a la otra persona, porque de ahí pueden venir muchas decepciones. es un tema complicado...
    besitos, gemma!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Opino igual, discutir es necesario porque ir acumulando cosas no es la solución.
      Lo de los hermanos es curioso, mi hermana y yo nos peleábamos de pequeñas, en cambio al crecer jamás y mis hijos no han sido de pelearse nunca, yo creo que por sus respectivas formas de ser, nunca se pelean en general con nadie aunque sí que dicen lo que piensan y defienden sus posturas, claro.

      Me encantaría leer esa entrada, seguro qu emola.
      Lo de idealizar lo comparto totalmente, luego sí que hay chascos.
      Besos y muy feliz jueves.

      Eliminar
  13. Pienso que cada relación, como bien dices, es un mundo. El amor puede o no durar, el caso es que ambas partes se esfuercen día a día para mantener la chispa viva, porque si hay algo mortal para cualquier pareja, es sin duda la rutina.
    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Claro, dure o no hay que luchar por manetener la chispa.
      Besos.

      Eliminar
  14. Yo creo que el amor cambia con los años. No es igual la "tontería" que tienes a los veinte que cómo vives una relación a los cuarenta pero sí sé que no tiene por qué tener fecha de caducidad. Cuando se rompe, pues se ha roto pero no tiene por qué ser siempre así. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Obviamente evoluciona pero hay etapas, yo ahora, al tener a mis hijos mayores estoy un poco en plan como al principio.
      Besos.

      Eliminar
  15. Yo creo que el amor, en mi caso, es mayor que el primer día. Con el paso de los años y las vivencias pasadas la union y el amor es mucho más fuerte. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Siiiim en tu caso, con tus vivencias y el tiempo seguro que es muy fuerte.
      Besos.

      Eliminar
  16. Para mi es claro que en una relación de pareja el amor va cambiando con los años, ni mejor ni peor sino distinto.
    Tener una relación de muchos años con esas emociones tan intensas, de los primeros tiempos, no se podría resitir, cada momento tiene su tipo de amor y algunos tienen fecha de caducidad a los 15 días y otros a los 15 años o nunca. El amor dura lo que los componentes quieran que duren y sea auténtico. A veces influye la suerte y otras lo que cada cuál desea.
    He visto parejas que queriéndose mucho han crecido de forma distinta y necesitan seguir caminos distintos y lo han hecho con dolor pero lo han hecho porque no hay nada peor que sentirse solo en una reunión de pareja; otras veces hay parejas perfectas en las que detrás de su fachada de perfección solo había mentiras e intereses, otras que se engañan permanentemente y de cara a la galería son la pareja ideal y tambén hay muchas que quieren, cuidan y respetan a sus parejas pasen los años que pasen.

    Es cuestión de suerte y también de aportar y apostar cada miembro por la relación.

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Conxita!
      Claro, cada pareja es un mundo y sí que la suerte puede influir.
      A veces hay que separarse aunque siga habiendo amor,depende delos proyectos de vida que cada uno tenga.
      Y los matrimonios de cara a la galeria son una cosa muy triste, la verdad.
      Besos.

      Eliminar
  17. Yo pienso que la relación va evolucionando, sinceramente yo no lo vivo igual ahora que hace 18 años cuándo empezamos, (que no son 24 como vosotros pero ya son unos pocos).
    No es lo mismo cuándo empezamos que cuándo vivíamos en ciudades distintas por trabajo y nos veíamos una vez a la semana, no es lo mismo que cuándo empezamos a vivir juntos, no es lo mismo no tener obligaciones familiares más que pasarlo bien, no es lo mismo que cuándo tuvimos a Leo, no es lo mismo cuándo tuvimos a Gonzalo...

    Todo son etapas y nosotros al menos hemos ido cambiando. No te voy a decir que le quiera menos porque no es verdad, pero le quiero de otra manera. Es distinto. De la misma manera que pienso que esta es otra etapa, con los niños un pelín mayores y que viviremos otras, porque eso si lo tengo claro, quiero vivir muchas más etapas con él!


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Claro, vosotros habéis ido cambiando de etapas y todo es distinto. Con los niños mayores en mi caso he vuelto un poco al principio, no igual porque entonces no tenía procupaciones y ahora se tienen, pensando dónde estarán, si están bien...pero es un poco el uno para el otro.
      Besos.

      Eliminar
  18. Para empezar que bonito y como pinta tú hija, madre mía me ha encantado el cuadro, olé y olé.
    Yo pienso que el amor es ponerle ilusión, pasión, respeto, comunicación, esa es clave para que un amor permanezca intacto. Yo desde luego puedo hablar desde mi punto de vista, y es que mi primer matrimonio fue un desastre pero es porque el otro no ponía nada de su parte todo lo contrario, hasta descuido a su hijo,y me hacía sentirme un armario, sin embargo encontrar a una persona como mi chico, me ha devuelto la ilusión y la alegría, una persona que es detallista y que sobre todo se puede razonar, hablar y que cuando discutes te sabe pedir perdón si sabe que se a equivocado lo miso que a la inversa, que mira por tí y se preocupa. Llevamos ocho años juntos, ojala llegue a los que llevas tú, pero la verdad enamorados como el primer día, él dice que somos muy ñoños, pero a mi me encanta ese estado y a él se que también, me lo a dicho, de modo que ya ves, y yo le digo que ojala todo esto que sentimos nos dure.
    En cuanto a que las familias se metan, si yo te contará pero en fin ya te contaré que es muy largo, pero soy de esas que se encuentran entre la espada y la pared, y no es fácil te lo puedo asegurar, aún así de este amor no me mueve nadie soy muy feliz y solo voy a vivir una vez y en el amor no se debe meter nadie por mucho que tú familia te quiera, y precisamente por eso deben de respetarme a mi y a mi pareja, o al menos yo lo entiendo así Gemma.
    Besos y cada vez me gustan mas tus jueves reflexivos. TERE.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Gracias, dibuja muy bien, es una pena que no hay estudiado algo relacionado.
      Qué bien qu ela vida te haya compensado con esta segunda pareja. Es duro que un primer matriminio falle pero a veces es un paso previo al amor verdadero, y a ti te ha llegado en un buen momento.
      Lo de las familias...a mí no me ha pasado pero hay casos terribles y mientras no sea un caso grave en plan maltrato o algo así no deberían inmiscuirse, hay que dejar que los demás sean felices.
      Besos.

      Eliminar
  19. Me encanta la reflexión.
    Comparto tu opinión que la clave, además de quererse es pasar tiempo juntos y a la vez mantener cada uno su espacio. Y siempre que haya amor, las cosas son maravillosas.
    El comentario que citas al principio de que "si no son felices ahora, cuando van a serlo" lo he escuchado más de una vez. Pero no acabo de entender que la gente piense así. Porque si ellos no son felices ahora, ¿por qué siguen juntos? Cierto que cada caso es distinto, y no se debe juzgar a la ligera. Pero creo que nunca podré entenderlo.
    Por cierto, tu hija pinta de maravilla!
    Un besazo enorme Gema!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Me alegra ver qu epensamos igual. Y lo de seguir juntos sin ser felices a mí también me sorprende, lo entiendo en gente de antes, que todo era distinto pero ahora...mejor separados y felices.
      Besos y gracias, yo creo que dibuja muy bien.

      Eliminar
  20. Ay el amor, eternamente él!!! Hace un mes estuve en una boda y a pesar de ser una descreída en el amor, te reconozco que sentí y respiré tanto amor que a los pocos días comenzaba a escribir mi cuarta novela y comencé con una boda; estaba impactada de haber palpado el amor entre un hombre y una mujer porque a diario palpo el amor materno filial y me inspira tanta ternura... buen finde Gema

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Hola!!!
      Ayyyy qué bonito que una boda te inspirase de esa manera.
      Besos y feliz semana.

      Eliminar
  21. el amor evoluciona como las personas, es lo bonito de estar al lado de alguien durante muchos años

    ResponderEliminar
  22. Es cierto que el amor tiene sus etapas. Hay gente que piensa que todo tiene que ser como al principio y luego vienen los desencantos. Y hay muchas parejas que emprenden una vida en común cuando entre ellos solo hay lo del principio, pero lo del principio solo dura al principio y, claro, a los seis meses se separan. Como dices, lo del principio está muy bien, pero tiene que ir acompañado de algo más. ¡¡Ay madre, cuánto principio!!
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Claro, a ver, no todo tiene que ser como al principio pero sí que puede ser bueno durante mucho tiempo si sabemos acompañarlo de esos ingredientes qu eson tan importantes. Jajaj, me encanta tanto principio.
      Besos.

      Eliminar
  23. Tú lo has dicho, las parejas duraderas porque exista el amor, no por costumbre. Aunque ya no se lleva mucho eso, conozco muchas parejas de la edad de mis padres, mis padres mismamente yo creo, que se aguantan por costumbre y ya. Pensar en ello me entristece.
    Vale que al principio todo es muy bonito porque es nuevo y hay mucha ilusión, luego se va convirtiendo en el día pero mientras sigas sintiendo esa llama, siéntete afortunado. También hay que admitir que al principio todo el mundo quiere agradar y a lo mejor no se muestra como realmente es y luego es cuando vienen las decepciones.
    Me alegro de que tengas un feliz matrimonio y que siga así ;)
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Me horroriza pensar qu el agente se aguante por costumbre, y espero qu eno me pase, si llego a ese estado deseo tener el valor de romper con esa situación.
      A lo mejor tus padres no solo aguantan por costumbre, a lo mejor se quieren.

      A ver, que no siempre se está como al principio pero sí es posible mantener la ilusión con esfuerzo, aunque tengamos baches y rachas malas.
      Besos.

      Eliminar
  24. Coincido contigo en muchas cosas. Lo mejor es al principio, pues si y no, creo que las personas van cambiando y al principio hay la ilusion del "todo es nuevo" pero siempre va a ir evolucionando con la pareja, creo que eso es lo bonito. Sobre todo es importante estar en la misma pagina en todo momento y ser honestos sobre los sentimientos como tu bien dices. Una reflexion muy bonita :)
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Claro, las parejas evolucionan pero es importante que siga habiendo magia y lo de estar en la misma página me ha encantado.
      Besos.

      Eliminar
  25. Preciosa la pintura de tu hija ¡es una artistaza!
    El tema del amor y en vivir es pareja es maravilloso si se llevan bien, si se pelean es otro cantar. Yo llevo para 41 años casada y siempre ha sido muy bonito aunque hemos tenido nuestras riñas que se ha solventado a poco tiempo. Y maravillosos esos encuentros después de una pelea. Cada edad y momento va sobre lo que te haya tocado vivir, y los hijos traen al matrimonio mas estabilidad y juntos luchamos por sacarlos adelante y darles los estudios que ellos quieren. Hoy en día la vida ya son los hijos y con el nido vacío es mas de nuevo como al principio, vivimos más uno para el otro y nos seguimos amando y soportando, espero hasta el fin de nuestras vidas. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      ¡¡¡Gracias, la verdad es que dibuja muy bien!
      Qué maravilla ese matrimonio. A mí me pasa un poco igual, mis hijos son grandes auqnue no tanto como los tuyos, y estamos un poco en plan novios, jejeje.
      Besos.

      Eliminar
  26. Cada persona es un mundo y cada pareja también y lo que funciona para unos no lo hace para otros. Yo me fui a vivir con mi marido antes de casarnos y la verdad es que en vez de ser idílico que fue lo que todo el mundo decía (todos los días son luna de miel),fue la etapa más difícil, yo estaba acostumbrada ya a vivir sola y tenía mis rutinas y manías y él llegó con las suyas y fue un choque de dos trenes, continuamente discutiendo, pero nos queríamos de verdad y poco a poco nos fuimos amoldando el uno al otro y desde entonces todo ha ido a mejor y después de 24 años juntos estamos felices, con dos adolescentes que no nos están haciendo demasiado difícil la vida, no me puedo quejar, jajaja. Un besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Hola!!!
      Qué bueno, eres la única que no me ha dicho que al principio era todo idílico, jejeje.
      Uffff, es qu esi estás acostumbrada a vivir sola es difícil adaptarse a otra persona, me alegra que al final estéis felices.
      Besos.

      Eliminar
  27. Que post mas bonito y romántico!!besos

    ResponderEliminar
  28. Bonito post!
    El amor, es algo de lo que aprender. Yo, estuve con un chico siete años. Creía que íbamos a durar toda la vida, pero no! Desde entonces este sentimiento, lo tengo algo dormido.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Ayyyy a veces no sale bien, pero lo importante es disfrutar el momento y quedarse con lo bueno, quizás algún día el sentimeinto vuelva adespertar.
      Besos.

      Eliminar
  29. Preciosa ilustración, Gema. Felicidades a tu hija. El amor, el amor... Evidentemente evoluciona con los años, a veces imagino que una relación es como un baile. Al principio es rock and roll para continuar con un tango, hasta llegar a un vals. La clave es que ambos miembros sincronicen sus pasos porque en ocasiones alguno quiere rock and roll y el otro solo un "agarrao", aceptar esos momentos, las manías del otro, sus debilidades... Creo que el éxito de una relación se basa más en el respeto y en aceptar la imperfección del otro que en exigir de nuestra pareja un príncipe o princesa azul. Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, debería dedicarse a dibujar de modo profesional, jejeje.
      Qué buena comparación, jejeje. Aceptar la imperfección es lo más bonito del mundo.
      Un abrazo.

      Eliminar
  30. La familia lo enreda todo mucho, muchisimo hay veces que tienes que tomar decisiones drasticas y separar las cosas. Porque es imposible un entendimiento y tu decisión para bien o para mal es la que has decidido. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      Conozco algunos casos así y de verdad qu eno lo entiendo, la familia debería apoyar o en todo caso mantenerse al margen. Es una pena que hay aque tomar decisiones drásticas pero a veces no queda otra.
      Un beso enorme.

      Eliminar
  31. Os felicito a ambos Marigem, es una suerte encontrar a esa persona que evoluciona y crece contigo, haciendo que el camino sea más sencillo y bonito.
    Puede que sea una ilusa pero también creo en el amor para toda la vida, parte se lo debo a mis padres, se quisieron y comprometieron conjuntamente, teniendo momentos duros que de la mano lograron solucionar o simplemente pasar. Así que si se encuentra a esa persona, merece la pena todo lo demás.
    Está claro que cambias y no lo vives como al principio, pero es que sería una locura vivir con la intensidad inicial, luego llega la complicidad y el hablar sin palabras. Pero también comprendo que en el amor no todo vale, y hay experiencias que por más que uno se esfuerce invitan a no compartir tu vida. Es entonces cuando la soledad es tan buena opción como la primera.

    Me he extendido demasiado, pero es que tu reflexión da para mucho, :)
    Un beso.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...