martes, 26 de julio de 2011

Otra vez con las cestas


 Más ideas para aprovechar las cestas compradas impulsivamente.


*Hoy rescato este post que tiene 4 años pero que creo que puede ayudar con alguna idea. Desde entonces he hecho muchas más cestas y también tartas de pañales, pero la idea principal suele ser la misma. Gracias por leerme y espero que os guste.

Hola,¿cómo estáis? Yo por aquí, poniendo fotos de mimosa, una de mis flores favoritas y cuyo aroma me transporta a años buenos y felices. Bueno,bueno, ya dejo la nostalgia y voy a lo mío.

Como últimamente os he hablado de cómo solucionar esas preguntas incómodas de Ratoncitos Pérez o como entretener a los niños sin gastar mucho, hoy vuelvo a las cestas.
   Tengo que confesar que desde que compré las famosas cestas hasta que me deshice de ellas pasó bastante tiempo, pero cuando usé la última me quedó una extraña sensación de vacío, y en el fondo e mi corazón tuve la  impresión de que todos deberíamos tener alguna cestita guardada para improvisar un regalo.
     Esta vez no era tanto un problema de dinero como de ideas. Me explico. Tenía que hacer un regalo a una mamá, a una mamá que acababa de tener un bebé.
     El niño tenía prisa así que nació con un par de semanas de adelanto y cuando fui a verlo al hospital(petición de la mami, no me gusta ir al hospi si sé que no quieren barullo) no tuve tiempo de comprar nada y llevé únicamente una caja de bombones para la mamá, y aproveché para preguntar que regalo quería. 
 No es que estuviese yo millonaria, pero aquella chica siempre se había portado muy bien conmigo y no quería ser yo una tacaña. Pero parece ser que ya tenía de todo y a mí me tocaba  pensar en algo un poco más  original.
    Antes de irme se me ocurrió sacar una foto al bebé con el móvil. No fue una gran foto porque no puedes usar el flash, pero había bastante luz y me pareció un bonito recuerdo.

 Al día siguiente empecé a buscar por las tiendas de bebés algo original, y la verdad es que hay un mundo de cosas, pero la mayoría me parecían cosas poco útiles que en muy poco tiempo iban a dejar de usar; así que empecé a preguntar por canastillas. Y todas las que me enseñaron costaban entre 30 y 60 €, que era lo que yo podía gastar ,pero al mirarlas detenidamente vi que llevaban un lote de productos de alguna marca conocida y poco más, eran todo envoltorio, así que decidí hacerla yo misma y aunque me costase más o menos lo mismo, iba a ser una canastilla llena de cosas.

     En casa saqué las cestas(ya hablé de ellas, compré varias en una liquidación y luego no sabía qué hacer con ellas,jajaj) y elegí una, la que esa de un tamañp adecuado y que servía perfectamente, y una vez  visto eso, pensé en el color que quería que predominase en mi canastilla. 
Si la mamá que va a recibir el regalo es tradicional yo me inclinaría por el rosa o el azul, o si acaso el blanco. Y si la mamá es más modernita hay miles de colores. A mí me gustaba el naranja suavito pero esta mamá es más bien clásica así que opté por el azul porque había sido un niño.

   Para forrar la cesta esta vez no quise usar ningún tipo de papel así que me fui a una tienda de telas que hay cerca de mi casa y compré un trocito de tul azul. Me costó poco más de un euro y lo puse así como arrugado en la base y quedó muy bien. Esta cesta tenía asa así que compré un lazo de tela azul y fui bordeando el asa, empezando por uno de los lados, abajo y lo até con una lazada pequeñita a cada lado del asa. No hice una lazada arriba porque esa iría luego para envolverlo.

     Ahora tocaba rellenar y lo primero era poner algo grande para que la cesta “armara”. Yo me incliné por un peluche, compré uno de una tela suavecita que casi no tiene pelo porque es mejor para los bebés. Yo lo compré en azul pero cada uno puede comprarlo del color que predomine en su cesta. Y por cierto, era un corderito precioso y solo me costó 5,95€.
 Con el peluche puesto en el centro de la cesta pero pegado al fondo, fui a por los demás productos.
    Un consejillo es que los productos de higiene que compréis intentad que sean todos de la misma marca, no pongáis un champú Nenuco y la colonia Petit Cherie.

   Yo no sabía cual elegir hasta que vi en una perfumería If, que por aquí hay muchas, una promoción. Los productos Johnson tamaño viaje costaban un euro, y había una gama marinera en azul que a mí me venía ideal. Cogí la colonia, el gel de baño, el champú, la loción corporal y una cremita para el cambio de pañal que fue un poco más cara pero que me pareció el detalle completo.
    Entre tul, lazos, el peluche y los productos llevaba gastados  unos trece euros, y ya tenía más o menos lo que incluían en las tiendas. Todo lo que ahora pusiese sería un extra. En lugar de explicar en que orden fui comprando os explicaré como lo coloqué a la vez que digo donde compré las cosas porque si no sería un ir y venir muy lioso.

    En la cesta, justo delante del peluche puse los artículos de higiene y sobre el tul quedaban genial. La colonia estaba en el centro, el gel y el champú uno a cada lado, y el bálsamo y el bodymilk a cada lado de los anteriores.
   Y en un lado puse un peine y un cepillo de bebé en azul que me habían costado un euro con veinte en una tienda que ya cerró que tenía regalos preciosos y baratos. La tienda se llamaba El rincón de María, y a lo mejor en otros  lugares la hay. Y en otro de los lados puse un termómetro de bañera, también de allí.

    Allí mismo compré un platito infantil de plástico con dibujos azules y una cuchara y un tenedor de plástico que hacían juego. Esto lo puse en la cesta delante del “set de belleza” que acababa de poner. Y junto al plato puse un biberón de plástico con dibujos azules, ideal para agua o zumito, y  dos baberos azules y blancos, bordeando este set de comida. Todo fue del Rincón de María y entre el termómetro, cepillo, baberos, biberón, plato y cubiertos pagué 5,40€.

    Y en el mismo sitio compré una mantita azul y blanca tipo polar y una funda para guardar el biberón también en azul, y estas dos cosas las puse como bordeando la cesta, justo en el borde del peluche. La  manta costó 4,95 y la funda dos euros.

    Ahora que la cestita estaba casi llena, quise completarla con algún detalle más, y delante del plato y el biberón puse un par de bodys azules y blancos que compré en C&A, unos patucos del rincón de María, unos azules y otros blancos, y un gorrito de lana blanco, pero si es verano podéis ponerlo de tela para el sol, es que en mi caso era invierno. 

Y ya en la parte delantera, casi casi al borde, puse un sonajero de tela de 60 cts, un chupete del mismo precio, una cadenita con imperdible en forma de corderito como el peluche(esto fue casualidad) y un marco de fotos azul con objetos en relieve relacionados con los bebés, cositas como chupetes y cochecitos de paseo. Y en el marco puse la foto que había hecho con el móvil, pues como ya dije aunque no tenía una gran calidad era un recuerdo precioso.

   Todo estaba encima del tul y tenía un aire como muy profesional. Cuando estuve segura de que quería dejarlo así fui a la librería y compré celofán transparente con dibujos pequeñitos en azul, en este caso eran algo así como mariposas y mariquitas, pero eran de un tamaño que quedaban muy bien. Lo envolví y lo até arriba, cogiendo la parte sobrante con un lazo de tela azul, igual que el del asa. Y al final me había gastado unos cuarenta euros, menos de lo que pensaba.
      Y ahora solo me quedaba encontrar un detallito para la hermana mayor del bebé, que la pobre estaba todo el día viendo a la gente llegar con regalos para su hermano y muy pocos se acordaban de ella.
      En el rincón de María encontré algo que hacía mucho que no veía, una muñeca guardapijamas. Costaba solo tres euros y era idónea para una niña de 9 años a la que había que hacer sentir importante porque estaba siendo “eclipsada” por el hermanito.
  La muñeca era de trapo y parecía una niña antigua con sus trencitas de lana y su traje azul y naranja, y en la tripita tenía una cremallera y ahí era donde guardabas el pijama, así que yo fui a la tienda de chuches y compré varias golosinas al peso. En la librería compré celofán con dibujos de color naranja (tenía capricho de regalar naranja) y en casa hice un paquetito con las chuches y lo envolví con un trozo del celofán, que cerré con un invento mío. 
Como la muñeca era azul y naranja  en vez de comprar un solo lazo compré dos estrechitos ,uno azul y otro naranja y los puse juntos, o más bien uno encima de otro, y al atar quedaban muy originales. Metí el paquete de chuches en la tripita de la muñeca y envolví ésta con ese mismo papel y lo cerré con los dos lazos y aunque dicho así suene un poco raro, el efecto es espectacular.

   Así que cuando fui a llevar el regalo, la mamá estaba feliz por todo lo que había en la canastilla y la hermanita se sentía importante porque le había llevado un regalo “de mayor”, ya que un guardapijamas es para niños mayores, o al menos eso le dije yo para que le hiciese más ilusión.

 Perdonad por el rollo que os he soltado. La conclusión es que si vais a regalar una canastilla y tenéis un poco de tiempo para buscar, hacedla vosotras porque aunque en este caso no ahorraréis demasiado siempre va a ser una canastilla mucho más completa. 
Lo mejor es poner un peluche un poco grande porque así siempre parece que está más llena, y lo otro lo compráis según presupuesto. 

Por veinte euros ya se puede regalar una canastilla bastante decente, y por menos podéis cumplir con alguien con quien no tenéis demasiada relación pero que os apetece tener un detalle. 
Yo creo que es el mejor regalo para una mamá. Y siempre se puede adaptar, puede ser incluso solo de baño, solo de artículos de comer si añadís, por ejemplo, un termo y baberos de esos que traen los días de la semana e incluso un mandilón. O sola para dormir, con pijamitas y mantitas. Depende de lo que os guste. Lo importante es que lo presentéis bonito, seguro que triunfáis. Y un consejito que todas sabéis pero que me presta recordaros. Si hay algún hermanito mayor, llevadle algo, aunque sea algo de un euro. Ellos no ven las cosas como nosotros y sufren.

Mil gracias por leerme y muchos besos

7 comentarios:

  1. Me encanta tu blog,Marigem,está lleno de ternura y encanto.
    Un besito y sigue escribiendo,guapa.Ya nos iremos siguiendo mútuamente,yo con tus apuros y tu con mis LOLITAS SOÑADORAS... : )))
    Te augüro muchos exitos,suerte...!!!

    ResponderEliminar
  2. Gracias, de verdad. A mí encambio me encantan tus Lolitas. Son soñadoras y preciosas.

    ResponderEliminar
  3. Marigem, justamente tengo una amiga que está a punto de dar a luz y tu idea me viene como anillo al dedo, solo espero tener el mismo tino como tú para saber que poner pq la verdad, no soy muy buena para las manualidades.
    Por cierto pq no contestas en el facebook, me hace mucha ilusión hablar contigo.

    ResponderEliminar
  4. Seguro que aciertas, solo tienes que pensar unpoco en los gustos de tu amiga y meter en la cestita cosas que además de bonitas sean útiles porque, y por experiencia te hablo, cuando nace un niño te llenas de cosas preciosas pero que en realidad no sirven para nada. Los productos de aseo y los baberos o biberones, aunque ya tenga algunos, siempre se pueden utilizar. Y si quieres que quede aún más original puedes decorarla con globos, y añadir una bolsita para la merienda o un album de fotos que esté decorado para bebés. Aquí en España hay unos libros que son para poner fotos y empiezan ya con la ecografía y y van hasta que el niño tiene dos años. Te va indicando donde hay que poner una foto de cuando al bebé le sale el primer diente, del día que dice su primera palabra, sus primeros pasos,el primer cumpleaños. Si lo hubiera parecido en Perú quedaría muy bien en una cesta, lo complementas con un marco de fotos y alguna cosa más y queda ideal y el recuerdo dura para siempre.
    Por cierto, ya te contesté en facebook. Ni siquiera sabía que me habías dejado mensajes porque estuve bastante ocupada y no pude casi tocar el ordenador. Chao.

    ResponderEliminar
  5. Vuelvo porque olvidé invitarte a mi otro blog.
    Es de mi otra pasión,la escritura.Tiene ya un año y estoy muy contenta.
    Besos y lo dicho...ánimo y a seguir contando cosas... : )))

    www.lolaescribeysiente.blogspot.com

    ResponderEliminar
  6. Marigem, espero tener algo de tiempo para poder hacer la cestita antes de que nazca el baby, y aver si abusando de tu confianza te pido asesoramiento, jajaja gracias por tan grandiosas ideas, cuidate y ya hablaremos facebook. bye.

    ResponderEliminar
  7. Precioso blog Lolitalola. Ya te dejé un comentario donde te confiese que yo también adoro scribir.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...